Temas en este artículo: , , , ,

A Calamaro le picó el bichito de la televisión

El Salmón cambió shows por exposición en la tele para defender y vigilar a su novia, la conejita Micaela Breque. Cómo y con quién se peleó en Twitter. <a href="http://semanario.perfil.com/?attachment_id=650">Galería de fotos.</a>

La metamorfosis de Andrés Calamaro sorprende a propios y a extraños. Es que pocos alguna vez lo imaginaron tan cholulo y descontrolado como lo está ahora. De novio con la conejita de Playboy Micaela Breque, de 22 años, en las últimas semanas “el Salmón” cambió shows por exposición: estuvo en el piso de “ShowMatch”, realizó móviles para distintos programas de la tarde,  generó polémica al sumergirse en discusiones con el jurado y con sus seguidores vía Twitter. Botella de cerveza y camarita digital en mano todo el día, el rockero, de 50 años, sigue trasgrediendo, pero ¡a su manera!

¿Qué le pasa a Calamaro? Es la pregunta. Los que lo conocen dirán que el músico se divierte; los que no, que su nuevo amor lo transformó.

Andrés y Micaela se conocieron en diciembre de 2010, en Chile, cuando inesperadamente ella subió al play pokies games escenario de quien, hasta ese momento, era tan sólo su máximo ídolo. El músico cayó rendido a sus pies y, enseguida, puso manos y cabeza a la obra. “Me conquistó con su pluma, con un mensaje de texto con las palabras indicadas”, confesaría la infartante rubia meses después.

Vale decir que luego de la difusión de esas imágenes en la que se la ve a la jovencita “revoleando” junto al cantante al ritmo de “Las tres Marías”, el artista y su esposa, la actriz, Julieta Cardinali, se separaron tras cinco años en pareja y con una hija en común, Charo, de 3 años.

Para bien (o para mal), la vida de Calamaro cambió desde entonces.

Enamoradísimo de su joven pareja, el creador de “Flaca” no la deja ni al sol y ni a sombra, intenta satisfacerle todos los caprichos y darle todos los gustos.

Lo cierto es que en las últimas vacaciones la pareja se encontró con Marcelo Tinelli, fiel amigo de Calamaro, en Punta del Este. Mate va, mate viene, en la chacra que el exitoso conductor tiene en San Ignacio, se comenzó a gestar la idea de que Micaela participara del prestigioso “Bailando 2012”. Y así fue.

Fotos: Agencia Movilpress

Más información en la edición impresa de Semanario.

 

6 comentarios en esta nota

  1. el tipo | 5 julio, 2012 | 10:00

    Sumamente triste lo de Calamaro. Da pena.

  2. DEIDAMIA | 5 julio, 2012 | 12:59

    NO SE DAN CUENTA QUE ESTA PASADO DE DROGA? ME DA ASCO SU COMPORTAMIENTO,NADIE DICE NADA PORQUE ES CALAMARO?HASTA FESTEJAN SU CONFESION SOBRE LA MUERTE DE ESA PERSONA EN ESPAÑA.DONDE VAMOS?

  3. El respetable | 7 julio, 2012 | 8:36

    Calamaro es como esas madres que meten a sus nenes en los castings y programas de TV para poder estar ellas en los sets, entre las luces, él metió a su nena para estar de figuretti y hacerle creer a la gente boba que se está comiendo una colegiala, con Cardinalli fue igual, buscó relacionarse con la farándula porque es un cholulo.Hace tiempo que no está inspirado. La droga le carcomió el cerebro.

  4. claudia cba | 8 julio, 2012 | 18:06

    Es un genio en lo músico,como hombre deja mucho que desear y el ahora esta como el yonq que hace referencia sólo que el consume de buena calidad por eso esta con algunas neuronas vivas

  5. Jak | 9 julio, 2012 | 19:08

    Andrés Calamaro se rie de todos armando polémicas, deberíais tener más respeto por un artista único. Acaso tenéis envidia por su pedazo de cañon jovencita…ya quisierais.

  6. chileno | 15 julio, 2012 | 22:39

    No entendieron nada, si conocieran las musica de calamaro entenderian un poco mas, CALAMARO NO ES LITERAL!….. para eso esta Juanes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *