Hasta Tinelli y el jurado yo no paro…

Sí señores, lo confieso: ¡quiero ser jurado! Como periodista y amante de los programas de talentos, creo que se debería crear el puesto de “juez comodín”. ¿Qué te parece Marce?

Por

Soy seguidora fiel, por no decir casi fanática, de cuanto programa de talentos –famosos o anónimos- ande por la televisión de aquí y del mundo. Todavía recuerdo cuando, allá por 2001, miraba el primer “Operación Triunfo” español en el cable, y me enojaba por no poder votar por ese chico de rulitos que hacía todo bien, que salió segundo y que hoy es el famosísimo David Bisbal. Y soñaba con que algún día hicieran ese reality acá… Lo mismo con el “Mira quién Baila”, que después llegó a la Argentina de la mano de Tinelli.
Grabo “The Voice” (el reality americano cuya versión criolla fue “La Voz”), y los sábados me mato con una maratón sin cortes para ver quién sobrevive, apuesto qué van a votar los “mentores” (mezcla de coaches y jueces), y rara vez me equivoco, modestia aparte…

Me gusta ver bailar y cantar, tanto o más que mirar programas de preguntas y respuestas, con los que juego del otro lado, y hasta le grito al participante cosas como “¡volvé al colegio, cómo no vas a saber que Colón era italiano!”, tal como hice la semana pasada con una joven de 18 años y estudiante universitaria que en “Los 8 Escalones” respondió ¡que era español!

Lo confieso

En fin, ahora que saben esto, viene lo importante. Tengo muchas asignaturas pendientes en mi vida, pero la menos vital, la más trivial y la menos trascendente es ser, alguna vez, jurado. Sí, señores. Yo quiero apretar la X de la chicharra (como hacen en “Factor X”), tocar el botón que marca el puntaje o hacer voto cantado, pero quiero darme el gusto que se dan desde Moria a Polino, pasando por todos los famosos y no tanto que alguna vez se calzaron el traje de juez en un reality o concurso. Aunque sea por un día…

Y ahora sí, me permito parafrasear a la memorable Zulma Lobato para decirles (y decirte, Marce), que hasta Tinelli y el jurado yo no paro, yo no paro, yo no paro…

Somos periodistas, queremos puntuar

Vamos, confiesen, a quién no le gustaría, alguna vez, mirar toda la previa del Bailando en vivo, ver la performance de cada pareja y después despacharse con eso que venías mascullando desde que Tinelli dijo “¡Música, maestro!”. Quiero sacarme las ganas de poner un 10 si se lo merecen, pero también de poner ese 1 que tantas veces grité en casa, compenetrada y olvidándome de que es un show… Y ojo, que si es por generar algún escándalo, soy mandada a hacer, eh…

Dale, Marce, un tiro para el lado de la justicia. Yo que vos, agrego una silla y pongo un jurado mutante y comodín, que cambie en cada gala o semanalmente, opcional para los periodistas de la gráfica, que tanto la remamos sin cámaras. Ojo, yo hablo por mí, pero apuesto que si comprás la idea, afuera ya están haciendo cola… Eso sí, ahora, un pedido especial de parte de una seguidora de la primera hora. ¡Aparición con vida de las paletas! Será muy moderna la botonera del puntaje, pero nada es igual sin ellas…

06 de junio de 2014

3 comentarios en esta nota

  1. Muy buena idea. Son 4 los jurados, que en cada “gala” haya uno más tal como dices y que no se vuelva a repetir el mismo. Que vuelvan las paletas, y que NO exista el voto secreto !!! asi sería un poquito más…creible.

    • liebregrande | 8 Junio, 2014 | 9:39

      Totalmente de acuerdo. Con el tema del foto secreto se le quita transparencia y todos dudamos de su credibilidad.

  2. Elsa Carrasco | 7 Junio, 2014 | 18:25

    De verdad es una buena idea,es más,creo que serías la única que dirias lo que pensamos TODOS los del otro lado de la pantalla y se haría realidad lo de: QUE ESTÁN ..PARA DIVERTIRNOS Y HACERNOS SENTIR BIEN.. NO PARA AMARGARNOS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *