Temas en este artículo: , ,

Albertito Olmedo: “No me importa que me comparen con papá”

El hijo menor del recordado capocómico hace teatro y se viste como el Manosanta. Duro contra Porcelito: “Es medio pelot… el gordo”, dispara.

Albertito Olmedo como “El Manosanta”

“No quiero imitar a mi viejo, no es la idea, ni se me cruza por la cabeza. Para hacer el sketch del ‘Manosanta’ no vi videos ni nada, sólo algunas cosas puntuales, pero nada mas”. Así comienza la charla con Semanario Albertito Olmedo, el más chico de los descendientes del genial Alberto Olmedo –fruto de su amor con la entonces actriz Nancy Herrera– que a los 26 años jura que no le molesta que le digan “Albertito”

“Es más, ni me doy cuenta… La verdad, me chupa un huevo, no me jode”, aclara con su sencilla forma de hablar que lo llevará a decir varias malas palabras a lo largo de la nota…, que dejaremos para no quitarle fuerza a sus dichos.

Alberto se calza una peluca, una túnica y todos los sábados a las 21, en la sala Colette del porteño Complejo La Plaza, junto a la tana Noemí Alan y Jorge Troiani protagoniza “Humor Para Todos y Todas”. “Se trata de un espectáculo de café concert donde hacemos pasos de comedia y lo hacemos todo a pulmón”, agrega.

–¿No te molesta que la gente te compare con tu papá? Además del parecido físico, hacés uno de sus personajes más populares…

–En algún momento quizás me comparen, no sé, por ahora no lo hicieron. Depende de cómo sea la comparación será mi reacción.

–¿Querés dedicarte, entonces, a la actuación?

–No es mi intención. Esto lo hago como un juego, para despuntar el vicio. Ojo, como un juego pero muy seriamente y con respeto. Que sea hijo de un actor no significa que yo también lo sea o que me guste o que tenga el talento para serlo.

–Porcelito, el hijo de Jorge Porcel repite todo el tiempo que le es muy difícil acceder a los medios pese a su apellido. ¿A vos te pasa lo mismo?

–A mí me llaman de vez en cuando para hacer cosas, y la verdad que salvo que me guste mucho lo que me ofrecen no me muero por hacer teatro, si me gusta y tengo tiempo lo hago.

Leé la nota completa en el último número de Semanario. ¡Suscribite!

20 de agosto de 2014

 

4 comentarios en esta nota

  1. Antonio de Tandil | 21 agosto, 2014 | 18:13

    Albertito lo ves medio pelotudo, porque lo miraste con un solo ojo…………..

    • Rafael Ferro | 16 septiembre, 2014 | 20:07

      Porque la agresión? el es la antítesis del hijo de Porcel que es
      un vago imbecil.

  2. No leo la nota completa,no hace falta,con leer que te comparan con tu papa es suficiente,yo te pregunto,si tu apellido fuera GARCIA,DE LABURARIAS,,no me creo un boludo,laburarias en el puerto,Amen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *