martes 4 de agosto de 2020
PERSONAJES | 12-07-2020 13:34

Michelle Salas, la hija del Luis Miguel, se confiesa

La heredera de “el Sol” de México, Luis Miguel, es influencer, diseñadora y modelo, cambió su imagen y su figura. Ah, salió con Diego Boneta, el Luismi de la serie.

Michelle Salas (31), es altamente conocida en el mundo socialité de México, y no por ser la hija de Luis Miguel (el detalle que hay que agregar por estos lugares para que todos la miren y quieran saber de ella sin dudar), sino per se. Por su estatus de modelo, diseñadora de moda e influencer.

¿Mas datos? Ya desfiló en tres pasarelas de Dolce Gabbana; fue portada de la edición japonesa de la revista Vogue y ha sido imagen de firmas como Carolina Herrera, Michael Kors, Aristocrazy, Pronovias o TommyHilfiger, además de ser la embajadora de Cartier en México ¿Alcanza?.

Michelle es la primera hija de Luis Miguel (50), fruto de la relación con Stephanie Salas (50) y una celebridad por mérito propio. El cantante la “oficializó" como su hija en 2011, aunque otros medios aseguran que la aceptó como su hija legítima en 2007.

Pero lejos del drama que envuelve su relación con “el Sol de México”, la influencer hubiera llegado a donde hoy está sin él. Además, viene de una de las familias artísticas más importantes de México, pues es hija de los cantantes Luis Miguel y Stephanie Salas, nieta de Sylvia Pasquel, bisnieta de Silvia Pinal -un ícono del cine y musa del cineasta Luis Buñuel- y sobrina de Frida Sofía, hija de Alejandra Guzmán. Sí, mediática también la familia, pero Michelle salió reservada. Quizás por ser quién es su padre...

Michelle Salas cumplio 31 años el 13 de enero y lo festejó en un barco con su madre, a quien ama con locura. Y en lo laboral, une sus dos pasiones: viajar y la moda. 

Contigo en la distancia

Durante la cuarentena, aprovechamos para meternos un poco más en su cuidada intimidad y descubrimos no solo que canta muy bien (hay varios videos en TikTok) sino que ama cocinar. 

¿Dónde vive? En Nueva York, Estados Unidos, y dice que fue por consejo de su padre. “Sí, él me aconsejó dejar México por el tema de la inseguridad. Dejé mi país a los 18 años, mi papá vivía en Los Ángeles, entonces como que llegó el momento en que me dijo: ‘mira, las cosas están muy feas en México, y tal’, y en verdad como que yo llevaba toda mi vida ahí, y me pareció una buena oportunidad de mudarme a Estados Unidos”, cuenta. 

Sin embargo, él nunca retomó al 100 por ciento una relación con ella, pues desde hace mucho tiempo que no conviven y según las propias declaraciones de Michelle y de las exparejas del cantante, la convivencia con sus hijos es prácticamente nula. Recordemos que el cantante tiene dos varones, Miguel y Daniel, con su exmujer, la actriz mexicana Aracely Arámbula, y en el caso de ellos, también se ha dicho muchas veces que se ven poco y nada...

O tú o ninguna

Michelle está espléndida, de eso no hay dudas. Pero quien haya visto fotos de uno o dos años atrás no puede dejar de preguntarse ¿qué se hizo? 

Ella niega toda cirugía, y eso que la mataron en los medios de su país con el antes y el después. “Yo no tendría problemas en decir si me inyecté los labios, pero me puse delineador por fuera”, asegura. “Y me hice microblanding para aumentar el tamaño de mis labios. Te aplican anestesia y luego se elige el pigmento que se aplicará para lucir espectacular, sin necesidad de entrar al quirófano”, agrega.

“Algunos de los efectos secundarios son un poco de hinchazón, pero no presenta ningún peligro, pues es totalmente seguro y en cuestión de días se notan los resultados”, sigue la bella y, además, mucho más estilizada hija de Luis Miguel.

Nacida el 13 de enero de 1989, desde niña su vida estuvo en medio de la polémica por la breve historia de amor de sus padres. A pesar de que su origen era un secreto a voces, Michelle guardó silencio hasta los 16 años, cuando decidió hablar: “Ya no quiero que me compadezcan por ser la hija no reconocida de Luis Miguel, cuando él sabe que existo. No le pido una vida, solo quiero que me dé cinco minutos para que me explique sus razones. Que me diga qué pasó y ¡ya!”, declaró entonces a una revista. El resto es historia conocida.
Luismi la reconoció y comenzaron una relación padre-hija. Pero la misma fue y vino varias veces hasta hoy.

Entrégate...

Si de amores se trata, el último conocido fue argentino, ni más ni menos que el multimillonario Alan Faena (56), confirmado por los medios de México. 

Antes, se la relacionó con Alejandro Asensi, amigo y representante de Luis Miguel, 20 años mayor y de quien se dijo habría estado
embarazada; con Víctor González Jr.; con el empresario mexicano Gerardo Name y con el actor y cantante mexicano Diego Boneta, sí, el mismísimo Luis Miguel de la serie de Netflix. Juegos del destino. Y no eran solo amigos... 

También salió con el cantante Elan y con el venezolano Danilo Díaz, quien es mayor que su padre. Con Faena se conocieron en el último New York Fashion Week y la química, dicen, fue inmediata. También fueron vistos en el Art Basel de Miami, evento que reúne artistas, celebridades y empresarios de todo el mundo. El evento tuvo lugar el 4 de diciembre en uno de los hoteles del empresario argentino, ubicado en Avenida Collins.

Querés saber más de ella: Por empezar, odia a la gente oportunista. “La hipocresía, la prepotencia, la avaricia, el egoísmo..., entre algunas cuantas otras cosas”, asegura.

¿Dietas? Jamás. “No hago dieta, pero sí mantengo hábitos saludables y hago ejercicio. Trato de comer sano en la semana. Verduras, proteína y pocos carbohidratos como arroz, pasta o pan. Pero el fin de semana como lo que se me antoja. Eso sí, trato de hacer ejercicio al menos cinco días a la semana”, explica quien hoy es una de las influencers más reconocidas tanto en México como en Los Ángeles.

“Cuando llegué a Nueva York me quedé en Los Ángeles, cerca de mi padre, pero poco tiempo, porque después me fui a estudiar a Parsons, la escuela de arte y diseño de Nueva York. Igual volví pronto a Los Ángeles porque New York era demasiada ciudad para mí, yo estaba medio chica, inmadura y no conocía a nadie. Igual, viajo seguido a México a ver a mi familia, sobre todo ahora que mi bisabuela se quebró la cadera”.

Con su padre, en tanto, como dijimos, la relación va del freezer a la estufa y parece haberse quedado en el medio tras el estreno de la serie de Netflix, controlada por el propio cantante, en la que la relación con Stephanie queda reducida casi a un encuentro sexual. Pero Michelle, discreta, dice que eso no interfirió para nada.

Es más, Michelle estuvo en contacto con los realizadores para participar de alguna manera, no actuando, pero sí colaborando en el guión. Pero, por ahora, ni noticias. 

La serie, tal como anticipó Boneta, su ex, llega a la plataforma de Netflix en 2021, sin falta. Y obviamente, allí estará Michelle, para ver a su amorcito de ayer encarnando al hombre de su vida, su papá. 

Un papá con aciertos y errores, como todos, pero sumamente complejo al que ella, es evidente, protege desde el silencio y la privacidad, los baluartes de “el Sol” que un día llegó a su vida para no dejar de brillar en su universo nunca más. Y ella lo cuida. Eso
sí, que no toquen ni dañen a mamá, porque entonces sí que Michelle puede hablar...

 

at Redacción Semanario

Galería de imágenes

Comentarios

Más en

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario