sábado 23 de octubre de 2021
ACTUALIDAD | 04-10-2021 07:50

Fernando Gago y Gisela Dulko: Escándalo con cuernos, traición y separación

Gisela encontró a Fernando, el ex Boca, en la cama de su propia casa con su amiga, mamá de dos compañeritos de sus chicos en el cole, también casada. Los cuatro eran amigos. La extenista se mudó, cambió a los nenes de colegio y ya habló con su abogado.

Eran, a simple vista, una pareja ideal, pero todo se derrumbó por una infidelidad. Fernando Gago de 35 años y Gisela Dulko de 36 años se enamoraron hace más de diez años, formaron una hermosa familia con tres hijos y poco se supo de ellos y su intimidad. Pero hoy, están ya a un paso del divorcio. Para colmo, a Gago no le salió nada bien en estos días porque además de destaparse esta olla, dejó su puesto de director técnico de Aldosivi, de Mar del Plata, por malos resultados.

La tercera en discordia, según reveló Cinthia Fernández en LAM, es Verónica Laffitte, una de las mejores amigas de la tenista en los últimos dos años, profesora de danza con una escuela en el barrio cerrado Nordelta y con quien ambos compartían muchas horas. Laffitte también está casada con un hombre llamado Martín, abogado y que trabaja en el canal América, según explicó Fernández.

Ya no hay sonrisas en esta pareja. Dulko está destruida y quiere el divorcio
Dulko se fue de su casa de Nordelta.

Como en las películas y en tantas historias reales, Dulko encontró a su marido y a la susodicha en su casa y en su cama. Tras ser descubierta, Laffitte se borró de todas las redes sociales, pero con solo googlear un poco aparece en una fiesta de la Vendimia realizada en el Hyatt de Mendoza en 2019, junto a dos personas más y su marido. En esa fiesta estaban desde Pamela David y Daniel Vila a directivos de América e importante s empresarios.

Cinthia explicó que la extenista habría encontrado al exfutbolista con su amante en su propia casa. “Todo esto transcurre entre el Barrio Los Castores y el colegio Northfield. Sus hijos iban al colegio y los tuvo que sacar y, aparentemente, los cambió a un colegio de San Isidro, hablo de Gisela”, indicó.

Ya no hay sonrisas en esta pareja. Dulko está destruida y quiere el divorcio
Gago y Dulko se enamoraron en 2009 y se casaron en 2011. Aquí, felices con sus hijos Mateo, Antonella y Daniele.

"Ella los habría encontrado en su propia casa, en su propia cama. Abrió la puerta y estaban Fernando y esta chica Verónica. No termina ahí. Esta señorita llamada Verónica Laffitte -está toda chequeada la conexión, aseguró- es mamá del colegio, dicen que la hija es una muñequita, el chico con el que estaba es un bombón y un buen papá”, cerró Cinthia.

Tras confirmarse la noticia, el martes pasado Cinthia agregó: "Gisela ya conversó con su abogado para iniciar el trámite de divorcio. No hay posibilidad de reconciliación”, aseguró la angelita. “Ella está destruida, la está pasando muy mal. Y se mudó. Se fue de Nordelta para San Isidro”.

Ya no hay sonrisas en esta pareja. Dulko está destruida y quiere el divorcio
Gago se fue de Aldosivi.

Cinthia recordó la forma en que la extenista se enteró del affaire de su marido con una de sus mejores amigas: “Abrió la puerta y los encontró a ellos haciendo el amor. Lo peor de todo es que eran muy amigas entre ellas y las familias, si bien hace dos años que se conocieron iban juntos para todos lados: Gisela, Gago, esta mujer Verónica y Martín, el marido de ella.

Y para colmo hubo un episodio en la puerta del cole. Una mujer me escribió para darme más datos. Una mamá increpó un día a Verónica por cómo va vestida a buscar a sus hijos -tiene un lomazo- y le dijo: ‘vos te encamaste con mi marido’. Y otra saltó del fondo y dijo ‘con mi marido también’. Por todo esto, Gisela se mudó y cambió a los chicos de colegio".

Ya no hay sonrisas en esta pareja. Dulko está destruida y quiere el divorcio

 

at Redacción Semanario

Galería de imágenes

Comentarios

Más en